más en mi flickr»
OffRoadSeries-13OffRoadSeries-12OffRoadSeries-11OffRoadSeries-10OffRoadSeries-8OffRoadSeries-9OffRoadSeries-6OffRoadSeries-7OffRoadSeries-5OffRoadSeries-4OffRoadSeries-2
Bienvenido lector/a:
Hace tiempo que no respondo a los comentarios, hace tiempo que no escribo en este blog, hace tiempo que ni siquiera me paso por él... tiene una sencilla explicación... mira la barra de direcciones... lo ves??? hay un 01 delante de abelcastosa que indica que esto es algo así como la temporada 1 de mi blog, temporada que ya ha terminado :D

Por eso agradecería que no te tomes a mal que no responda a los comentarios. Si no te funciona el truco de las BlackBerry, vuelve a echar un ojo e inténtalo de nuevo... otros lo han intentado y lo han conseguido :) Aún así, es posible que algo falte, si es el caso puedes encontrarme en contacto[a]abelcastosa.com

Un saludo!

Un día llegó Firefox, con sus pestañas, complementos, mejor compatibilidad con los estándares… En fin, pequeñas cosas que ayudaban a hacer el día a día algo más llevadero para los que nos tiramos horas y horas con un navegador abierto. Las extensiones eran un mundo de infinitas posibilidades, desde mejorar características ya presentes a añadir nuevas características inimaginables para un navegador web como los que se solían usar.

Un día de junio del 2007, en la WWDC, Apple presentó su navegador web para Windows. Solo por el hecho de ser un producto de los chicos de Cupertino, Safari tuvo un gran número de descargas. Al poco tiempo se convirtió en un navegador bastante usable… pero en un principio, cuando la aplicación era intragable (se colgaba al añadir un favorito) la gente la usaba… las cosas como son 😛

Entre medias de todo esto Internet Explorer se actualizó… pero no lo hizo para todos por igual. La nueva versión solo estaba disponible para gente legal, gente con una licencia original de sistema operativo de los chicos de Redmond. Sin ánimo de ofender… esa acción dejó a bastante usuarios sin la posibilidad de actualizar su navegador a la última versión… entre otras muchas cosas.

Se sacaron parches para poder actualizar el navegador (junto con otras aplicaciones como Windows Media) y hacer creer a los sistemas de validación que la copia era original pero el nuevo navegador no acababa de cuajar. Esto fue una putada para los desarrolladores. Al no actualizarse todos los sistemas ya no había que hacer un diseño para IExplorer y otro para otros navegadores… ahora había que hacer uno para IExplorer 6, otro para la versión 7 y otro más para otros navegadores.

Pues parece que ahora han recapacitado. Tras las continuas noticias de los ticientos millones de descargas de firefox o el aumento de la cuota de mercado de safari (aumento de ventas de máquinas y descargas de safari para windows… no nos podemos olvidar de ellos) algo parecía preocupar a los chicos de las ventanas. Cada día hay menos gente que navegaba con IExplorer (en mi día a día apenas lo uso más que para probar diseños) y más que usa otros navegadores.

Recordemos que Internet Explorer tiene una gran integración con la plataforma Live una versión de otro navegador es un navegador que no usa live como motor de búsqueda por defecto… y esto tiene consecuencias económicas. Además de esto hay otros servicios de Windows que necesitan del navegador de la casa para funcionar como es debido…

Pues bien, parece que el culebron IE7 está a punto de terminar. Desde hace unos días, puede que semanas, ya no es necesario tener una versión original del sistema de Redmond para instalarlo, de hecho ya no se ofrece en las actualizaciones de Windows Update. Ahora toca preguntarse ¿Movimiento aislado o primera ficha en caer?

eh tú!!!!
si te hablo a tí!!!!
blanco
0
Quizá sea un buen momento para dejar un comentario...

Sorry, the comment form is closed at this time.